TRATAMIENTO

ACUPUNTURA

La acupuntura es una técnica usada en el tratamiento del dolor y que también se puede usar como técnica en tratamientos de belleza. La acupuntura tiene su base en la medicina tradicional china (MTC)

La belleza es una noción abstracta ligada a numerosos aspectos de la existencia humana. Se estudia dentro de la disciplina filosófica de la estética, además de otras disciplinas como la historia, la sociología y la psicología social.
Vulgarmente la belleza se define como la característica de una apariencia, que a través de una experiencia sensorial (percepción), procura una sensación de placer y un sentimiento de satisfacción.

La percepción de la belleza a menudo implica la interpretación de alguna entidad que está en equilibrio y armonía con la naturaleza, y puede conducir a sentimientos de atracción y bienestar emocional.
La belleza y la salud van de la mano. La medicina tradicional china (MTC) considera que la mente, las emociones y el funcionamiento del cuerpo están íntimamente relacionados y la afectación de una de las partes influirá negativamente en el resto del cuerpo .

La belleza exterior viene determinada por la salud y el equilibrio interior.

La acupuntura estética facial es un método único de rejuvenecimiento facial basado en la MTC, que consiste en la inserción de finas agujas para estimular o sedar los puntos de captación y distribución energética del organismo.

Los objetivos que conseguimos con esta técnica son aumentar el tono muscular de la piel del rostro, ya que tonifica la musculatura facial y disminuyendo la flacidez de la piel, atenúa y suaviza las líneas de expresión, las arrugas poco profundas y también mitiga los surcos más profundos, estimulando la producción celular de colágeno y elastina, rellenando las arrugas y líneas finas, proporciona luminosidad y un tono más claro a nuestra cara, dando una clara apariencia de juventud al rostro, incluso puede aclarar y mejorar los problemas de hiperpigmentación así como las manchas producidas por la edad y la exposición al sol.

Una sesión de acupuntura para el tratamiento del dolor, como un esguince, cervicalgia, lumbalgia, etc., tiene una duración de 45-60 minutos aproximadamente. La primera consulta siempre durará algo más, 15 minutos aproximadamente, porque se hará una toma de datos y valoración del problema y tratamiento.

En el caso de la acupuntura estética facial la duración de la sesión es de 60 minutos. Para unos resultados óptimos y duraderos a largo plazo se recomienda un mínimo de entre 6 y 8 sesiones. Empezando con un tratamiento de choque de 2 sesiones en la primera semana y el resto hasta completar las 6 u 8 se harían una vez a la semana. Después y siempre dependiendo de varios factores distintos en cada persona es recomendable una sesión al mes o cada mes y medio como mantenimiento.